martes, 21 de diciembre de 2010

Jesús Nazareno con el Cirineo




Víctor de los Ríos, 1955
Cofradía de nuestro padre Jesús Nazareno y nuestra madre la Virgen de la Amargura
Palencia


Talla de vestir acompañada por el cirineo que sustituyó al nazareno hoy denominado "el viejo", que dejó de procesionar durante años pero que actualmente se ha vuelto a recuperar. Preside la capilla de la hermandad montado sobre la carroza en la cual desfila a hombros, siendo obligatorio que sus cargadores lo hagan descalzos. El paso participa en la procesión de los pasos, organizada por su propia cofradía; y en la procesión de Pasión y Santo Entierro en la tarde del mismo Viernes Santo.

La cofradía se funda en 1604, vistiendo túnicas moradas desde 1614. Un año después la cofradía jurará la defensa del dogma de la Inmaculada Concepción. La cofradía organiza varias procesiones a lo largo de la semana santa: el martes santo, en colaboración con la cofradía de Jesús de Medinaceli, se celebra la Procesión del Prendimiento; en la madrugada del Viernes Santo organiza la Procesión de Silencio y Penitencia; y en la mañana del Viernes Santo la Procesión de los Pasos. Además participa en la procesión del Santo Entierro desfilando con varias imágenes y el Sábado Santo con Nuestra Madre de la Amargura en el desfile de la Soledad. Los pasos de esta cofradía son: Jesús Nazareno el viejo, nuestro padre Jesús con el Cirineo, la Verónica, la Erección de la Cruz, Longinos y Nuestra Madre de la Amargura. Los cofrades visten túnica morada con galones dorados y el escudo de la cofradía, con un cordón dorado colgando de su cuello representando la cuerda con que se ató al señor Jesús.


Otras entradas:

Jesús Nazareno (aquí)
La Verónica (aquí)
La erección de la cruz (aquí)
Longinos o La lanzada (aquí)
Nuestra Madre la Virgen de la Amargura (aquí)

jueves, 16 de diciembre de 2010

Nuestro Padre Jesús del Gran Poder




Juan de Mesa, 1620
Pontificia y Real Hermandad y Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús del Gran Poder y María Santísima del Mayor Dolor y Traspaso
Sevilla


Imagen del Señor cuya devoción es una de las más arraigadas de Sevilla, extendiéndose al resto de España.  Su título hace referencia a la manifestación de la divinidad de Cristo, en este caso, en los misterios de la Redención del género humano: su Pasión, Muerte y Resurrección. Celebra su advocación cada 6 de enero, en la cual antiguamente se conmemoraba su triple epifanía: Adoración de los Magos, Bautismo y su primer milagro en las Bodas de Canaán. La hermandad encarga de forma conjunta al escultor esta imagen del Nazareno y el San Juan que acompaña a María Santísima. La imagen suele ser vestida con túnicas tanto lisas como bordadas, siendo estas de gran calidad, resaltando la de "cardos" de 1881, la de Corona de Espinas de 1857 o la de Guardilla de 1927. Desfila sobre un paso obra de Francisco Antonio Gijón, datada en 1692, siendo uno de los pasos más antiguos que hoy se conservan en la Semana Santa hispalense. La imagen del Señor recibió culto desde 1703 en una capilla de la parroquia de San Lorenzo, hasta la construcción en 1965 de un templo propio dedicado a su advocación y declarado Basílica Menor por el Papa Juan Pablo II en 1992. Cada viernes de todas las semanas del año, el pueblo le rinde especial devoción.

La hermandad nace en 1431 como una cofradía de luz en honor de la Virgen, bajo la primitiva advocación del Santísimo Poder y Traspaso de Nuestra Señora, siendo su sede fundacional el convento de Santo Domingo de Silos, tomando carácter penitencial a finales del s. XVI y desfilando en la tarde del Jueves Santo. En 1544, siendo todavía una corporación de gloria, se traslada al convento del Valle, y posteriormente, en 1703, se instala definitivamente en una capilla de la parroquia de San Lorenzo. En este templo recibirán culto las imágenes de la hermandad hasta 1965, cuando se inaugurará la nueva iglesia, anexa a la anterior, adquiriendo en 1992 el título de Basílica Menor. Ya en 1791 aparece como tal la advocación del Gran Poder en sus Reglas, nombre por el que será universalmente conocido. Dos beatos han formado parte de su nómina de hermanos: el Cardenal Marcelo Spínola y el Beato Fray Diego de Cádiz. En 1823, recibiendo como Hermano Mayor honorario al rey Fernando VII, comenzó a lucir el título de Real. Hace estación de penitencia en la madrugada de Viernes Santo antecediendo a la hermandad de la Macarena, con la cual tiene firmada una concordia desde 1903, llegando al acuerdo de pasar primero el Gran Poder a cambio de solicitar permiso a la cofradía de San Gil todos los años. También tuvo una concordia con la hermandad de las Tres Necesidades (Carretería), firmada en 1797, cuando esta última hermandad hacía estación en la madrugada. Los hermanos visten túnicas negras de cola y con cinturón de esparto.


Bibliografía:

Compendio de las cofradías de Sevilla. Jesús Luengo Mena. 2007.

Glorias religiosas de Sevilla. José Bermejo y Carballo. 1882.






Otras entradas:

María Santísima del Mayor Dolor y Traspaso (aquí)

17 - 02 - 2013 VÍA CRUCIS MAGNO: Gran Poder (aquí)
14 - 04 - 2014 REPORTAJE: Besamanos del Gran Poder (aquí)
18 - 04 - 2014 SEMANA SANTA 2014: El Gran Poder (aquí)

martes, 14 de diciembre de 2010

María Santísima de Villaviciosa



Antonio Cardoso de Quirós, 1691
Real Hermandad Sacramental del Santo Entierro de Nuestro Señor Jesucristo, Triunfo de la Santa Cruz y María Santísima de Villaviciosa
Sevilla


Dolorosa titular de la Hermandad del Santo Entierro que ocupa la posición central del paso del "Duelo", formando por San Juan, las Tres Marías y los Santos Varones (tallados por Juan de Astorga en 1829), los cuales están dándole el pésame a la Santísima Virgen. Todas las tallas visten cada Sábado Santo túnicas y mantos con bordados de Teresa del Castillo de 1880. Conocemos que ya en el s.XVI Ntra. Señora de Villaviciosa es titular de la Cofradía, siendo fundada como cofradía de luz por el genovés Tomás Pessaro. Este grupo cierra el cortejo del Santo Entierro, desfilando sobre un paso neogótico cuya talla es obra de Luis Jiménez de 1965. La Dolorosa es venerada en una hornacina lateral de la Iglesia de San Gregorio.

Tenemos constancia de la existencia de la Hermandad desde 1582, aunque la leyenda hace referencia a la aparición de una talla de Cristo Yacente escondida tras una tapia en el barrio de Humeros, unida al milagro de una sanación y a la construcción de una capilla y fundación de una hermandad de manos del rey Fernando III. Como la mayoría de las hermandades de su advocación, comenzaba su procesión con el acto del descendimiento, escenificando el entierro de Cristo, organizando también hasta 1604 una procesión con Jesús Resucitado. Se consolidó la Cofradía en el Convento de San Laureano, pero tras la ocupación francesa recorrió múltiples iglesias durante las siguientes décadas hasta que llegó a la Iglesia de San Gregorio en 1867, donde todavía hoy radica. La Hermandad no hacía estación de penitencia anual hasta su incorporación a la jornada del Sábado Santo en 1956, desfilando el Viernes Santo exclusivamente cada 7 años. Tiene la facultad de organizar el Santo Entierro Magno desde 1854 con motivo de alguna efeméride importante (en la última ocasión, en 2004, fue con motivo del IV centenario de la obligación de hacer Estación de Penitencia en la Catedral), convocando a diversas cofradías que desfilan con sus pasos escenificando la Pasión al completo y de forma cronológica. Realiza estación de penitencia cada Sábado Santo con los pasos del "Triunfo de la Santa Cruz" (llamado vulgarmente "la Canina"), la Urna y el Duelo. Los cofrades visten túnica de ropón negro, con cola de estilo antiguo y antifaz del mismo color.

viernes, 10 de diciembre de 2010

Nuestra Señora de la Salud




Anónimo, s.XVI
Antigua, Real e Ilustre Hermandad del Dulce Nombre, 
Nuestra Señora de la Salud y San Ignacio de Loyola
Sevilla


Esta imagen es un de las tallas más antiguas de las hermandades sevillanas, que tuvo amplia fama de milagrosa durante siglos. Primigeniamente debió ser de talla completa formando un solo bloque, hasta que en la época del barroco fue extraída la imagen del Niño para ser vestido, llamado cariñosamente "el Chato de la Costanilla". Aunque durante siglos se vistió completamente, en la actualidad solo es recubierta por un manto dejando visible la talla de la túnica, aunque en otras ocasiones (como en la fotografía) se muestra sin ropajes aunque con los atributos iconográficos propios de las imágenes de gloria. Especialmente resalta el manto que viste durante su procesión, obra de Teresa del Castillo en el s.XIX, de colo azul pavo. Es venerada en una capilla lateral de la Parroquia de San Isidoro. Desfila sobre un paso de Francisco Ruiz realizado en 1950, aunque la imagen se eleva sobre una peana antigua que incluye el globo terráqueo, una serpiente que representa al pecado y una serie de ángeles que acompañan a la Señor.

La Hermandad era denominada antiguamente como "Congregación y Esclavitud", conociendo su existencia desde 1674. Tuvo un amplio período de esplendor durante los siguientes siglos, viviendo una importante decadencia durante el siglo XX, llegando a suspender su salida procesional entre 1959 y 1980. Desfila actualmente cada mes de mayo por el barrio de la Alfalfa, siendo considerada su patrona.



jueves, 9 de diciembre de 2010

La flagelación




Antonio Tomé, 1698
Cofradía del Dulce Nombre de Jesús Nazareno, Nuestra Señora de las 
Angustias Soledad y Ánimas de la Campanilla
Toro (Zamora)




Grupo escultórico encargado por la antigua cofradía de la Vera Cruz, con la cual desfilaba cada tarde del Jueves Santo en la llamada popularmente procesión del Tropel. El grupo se trasladó en 1812 a la parroquia de San Sebastián de los Caballeros, donde la imagen del Señor comenzó a gozar de cierta devoción en la feligresía. En 1885 se refundó la cofradía fusionándose con la Sacramental de este templo, recuperándose la procesión del Jueves Santo, aunque no consiguió consolidarse y años después volvió a la inactividad. En 1897, ante la inexistencia de noticias de la hermandad de la Cruz, el abad de la cofradía de Jesús Nazareno, solicita la cesión del grupo a su hermandad para incorporarlo a la procesión del Viernes Santo, encontrándose la negativa del párroco de Santo Tomás que defiende la posibilidad de recuperar la procesión del Jueves Santo, como así debió ser. Desfiló hasta la década de los 50 del pasado siglo, cuando la cofradía de la Cruz cesó su actividad, siendo cedido el grupo a la cofradía de Jesús Nazareno y Ánimas de la Campanilla, que acababa de sufrir en 1957 el incendio de la iglesia de Santa Catalina, habiendo perdido todos sus pasos a excepción del Ecce Homo. A partir de este año se incorporará al desfile del Viernes Santo, encontrándose actualmente expuesto en la iglesia de Santa Catalina junto al resto de imágenes de la hermandad.

La Hermandad Penitencial de la Vera Cruz debe fundarse a finales del siglo XV en el convento de San Francisco, conservándose una alusión a esta hermandad en las primeras reglas de la cofradía de Santa María de la Concepción y de la Luz de 1502, fundada en el mismo convento, y que recogía la obligación de sus cofrades de asistir confesados a la procesión del Jueves de Cena para alumbrar a los penitentes de esta cofradía. Organizaba su procesión en la tarde-noche del Jueves Santo, haciendo estación en la Colegiata y en la iglesia parroquial de San Julián. Participaban tanto hermanos de luz como de sangre, costumbre que se prohibió en el sínodo de Zamora de 1768. Esta cofradía la integraban personas de muy diferente condición social, desde linajes nobles de la ciudad hasta gentes más sencillas, y también mujeres y hasta monjas de clausura del convento de Santa Clara, aunque no ostentaran cargos o se flagelaran. Celebraba, como es habitual en estas corporaciones, una fiesta de gloria el 3 de mayo, con solemnes cultos y procesión. Como dato curioso, desfilaba en esta cofradía un paso formado por personas de carne y hueso, configurado por la representación de Cristo, san Juan, un centurión y tres sayones. Contra esta tradición luchó de manera particular la jerarquía eclesiástica, aunque se encontró con la defensa encarnizada de a cofradía, la cual al final tuvo que ceder suprimiéndolo en 1627. A finales del siglo XVIII la cofradía comienza a sufrir un importante declive, afectándole de manera importante la ocupación francesa del convento de San Francisco entre 1806 y 1813, quedando parcialmente arruinado su templo, hasta que en 1835 queda definitivamente desamortizado. La cofradía en 1812 queda establecida en San Sebastián de los Caballeros, donde celebrará sus cultos y procesiones, recuperando en 1826 la fiesta del 3 de mayo tras 19 años sin celebrarla. En los siguientes años volverá a quedar sin actividad, refundándose en 1885 con su unión a la cofradía del Santísimo de la iglesia de San Sebastián, tomando el nombre de cofradía del Señor y la Cruz, y recuperando la procesión del Jueves Santo (denominada popularmente como del Tropel) con los pasos de La flagelación, La oración en el Huerto y una dolorosa cedida por la iglesia del Santo Sepulcro. En 1897 la cofradía nuevamente se encuentra sin actividad, pretendiendo que se recupere la procesión del Jueves Santo al fusionarla con las cofradías del Señor de los templos de Santa Marina y Santo Tomás. De nuevo establecida la cofradía, en la década de los 50 realizará su última procesión penitencial el Jueves Santo, quedando desde entonces sin actividad alguna. Sus antiguos pasos eran: La oración en el Huerto, La flagelación, Jesús Crucificado, la Virgen de las Angustias, y la Exaltación de la Cruz, conjunto que integraba la Cruz y el emperador Constantino y su madre santa Elena arrodillados, realizado en 1623. Su túnica era negra con caperuz morado y cruz blanca al pecho.

La actual cofradía es el producto de la fusión de tres hermandades antiguas, todas ellas vinculadas al antiguo convento de San Francisco. La primera de ellas, la cofradía de Nuestra Señora de la Concepción y Luz, fundada en 1502, la cual no tenía carácter penitencial aunque el apellido de Luz podía hacer referencia a que realizaban el cometido de iluminar alguna procesión penitencial de dicho convento. También se le supone que en algún momento tuvo carácter gremial, en este caso de tejedores. Otra de las cofradías, sin conocer el cuándo se fusionarían, sería la de Ánimas, completando el nombre con el de "Campanilla" seguramente por el hecho de ir tocando este sencillo instrumento en alguna de las peticiones de limosna en el mes de noviembre y en otras ocasiones. Estas dos cofradías formarían una, que transformaría su advocación en la de la Virgen de las Angustias Soledad. La otra cofradía, la de Jesús Nazareno, aparece ya mencionada en 1569 como Dulce Nombre de Jesús Nazareno, muy relacionada con el gremio de los molineros. Tenía su sede en la capilla de Santa Catalina del convento de San Francisco, donde se unirán ambas cofradías en una sola a partir de 1739, quedando como vestigio de sus orígenes las túnicas negras y moradas que todavía hoy visten dependiendo de si forman parte de una u otra, aunque sean una sola hermandad. En 1817 ya se habla del traslado de la Cofradía a la parroquia de Santa Catalina tras la desamortización del convento. Será allí donde en 1957 un incendio arrase con todos los grupos escultóricos de la cofradía, perdiendo casi todo su patrimonio artístico y quedando reducida a cenizas la iglesia. Conservando exclusivamente el Ecce Homo, incorporando los antiguos pasos de la Vera Cruz (la Oración en el Huerto y la Flagelación) y la Dolorosa de los Siervos de María, fue rehaciendo su patrimonio poco a poco. Muy característico de esta cofradía es la presencia de los conqueros, cofrades limosneros bendecidos en la mañana del Jueves Santo que solicitan limosna para la Cofradía durante los dos días. Los pasos de la Cofradía son: Santa Cena, Adoración del Huerto, la Flagelación, Ecce Homo, Jesús del Perdón, Jesús Camino del Calvario, la Dolorosa, Jesús Nazareno y el Cirineo, la Verónica, La Desnudez o Rodopelo, la Cruz, Cristo al Expirar y la Soledad. 



Bibliografía: 

La Semana Santa en Toro. José Camarón Valderas. 2007.

El convento de San Francisco en Toro. La Opinión de Zamora. Ver aquí

La cofradía de la Vera Cruz de Toro: aspectos históricos-artísticos. José Navarro Talegón. Actas del IV Congreso Internacional de Hermandad y Cofradías de la Santa Vera Cruz. 2009.

1885: La cofradía del Señor y la Cruz y la procesión del Tropel del Jueves Santo. Roberto Castaño Joaquín. Revista Toro Cofrade. 2014.




Otras entradas:

Cristo de la Vera Cruz (aquí)

Santa Cena (aquí)
Santo Ecce Homo (aquí)
Camino del Calvario (aquí)
La Verónica (aquí)
El Cirineo (aquí)
La desnudez (aquí)

Nuestra Señora de los Dolores (aquí)

viernes, 3 de diciembre de 2010

Nuestra Señora de la Luz




Anónimo, s.XVIII
Antigua, Real e Ilustre Hermandad de Nuestra Señora de la Luz
Sevilla


Imagen venerada en la parroquia de San Esteba, considerada patrona del barrio. Posiblemente sustituyó a otra anterior o bien se modificó de forma importante, pues en 1757 se conserva una referencia a Felipe Fernández para "desbastar" el manto de talla de la imagen para poder vestirla. Forma parte de su iconografía el resplandor que la acompaña, referencia clara a su advocación de "Luz", así como los típicos símbolos que hacen alusión a su condición de Virgen de gloria: cetro real, rosario, corona imperial...etc. Desfila cada mes de septiembre sobre un paso diseñado por Castillo Lastrucci. Se conoce la existencia de la hermandad desde 1670, fusionándose en el s.XVIII con las cofradías sacramentales y de ánimas. A principios del s.XX vivió una época de decadencia quedando reducida a una cofradía de señoras, reorganizándose en 1920. Tiene una especial relación con la Casa Ducal de Medinaceli, propietarios del cercano Palacio de Pilatos, donde la Virgen ha permanecido durante años debido a obras en el templo parroquial




Otras entradas:

00 - 09 - 2010 REPORTAJE: Procesión y besamanos de Nuestra Señora de la Luz (aquí)

jueves, 2 de diciembre de 2010

Las tres Marías y san Juan




Hipólito Pérez Calvo, 1971
Cofradía de Jesús Nazareno (vulgo Congregación)
Zamora


Grupo escultórico que desfila en la mañana del Viernes Santo representando el seguimiento de la Virgen María, de San Juan y de las "marías" tras Jesús, encontrándose camino del Calvario. La idea se concibió varias décadas antes una vez que se talló Redención, obra de Mariano Benlliure, considerando que el nuevo grupo completaría el anterior. De hecho este escultor envía un boceto a Zamora que al final no se concretó, aunque sí lo talló para Crevillente (Alicante) en 1946. Será en la década de los 70 cuando se recupere el proyecto, encargándolo a un autor zamorano. El grupo resalta por no estar policromado y lucir el color de la madera. Aunque el título del paso cite a las tres marías, realmente solo se encuentran en el grupo dos, María Magdalena y María de Cleofás, ya que la Stma. Virgen no se considera una "maría", faltando María Salomé. La mesa sobre la cual desfila es obra de Julián Román "Alito" y hermanos Quevedo, estrenada en 1980.

La Cofradía se funda el 13 de mayo de 1651, a imitación de otra anterior de la cual también asumió el nombre: Congregación de nazarenos. Si la anterior tenía su sede en San Vicente Mártir, ésta se constituirá en San Juan de Puertanueva, donde todavía hoy radica. Mantuvo la idea original de subir hasta el Calvario de la ciudad a las afueras de la muralla, provocando un conflicto con el Cabildo de la Catedral ya que éste consideraba que la nueva cofradía no era tal si no una continuación de la anterior, por lo cual, tenía obligación de asistir a la Catedral antes de subir al Calvario. Aunque en un primer momento ganó el litigio la Cofradía, posteriormente lo perdió viéndose obligada a asistir a la Catedral. En el Calvario, que en origen era un vía crucis, se tenía la costumbre de separar a la Virgen de la Soledad del resto de la procesión para representar el encuentro entre el Hijo y la Madre, costumbre que se fue modificando hasta actualmente convertirse en la reverencia que todos los pasos hacen a la Virgen tras el descanso en la Avenida de las Tres Cruces. La túnica de la Cofradía no ha variado desde sus orígenes, siendo la única hermandad que obligaba a sus hermanos a vestirla. Es de holandilla negra con caperuz romo, portando los hermanos una Cruz negra y medallón con el emblema de la Cofradía. Los pasos de la Cofradía son: Camino del Calvario, la Caída, Redención, las Tres Marías y San Juan, Jesús Nazareno, la Verónica, La Desnudez, la Crucifixión, La Elevación, la Agonía y la Virgen de la Soledad.




Otras entradas:

La Semana Santa de Zamora en el s.XVII (aquí)

Jesús camino del Calvario (aquí)
La caída (aquí)
Redención (aquí)
Jesús Nazareno (aquí)
La Verónica (aquí)
La desnudez (aquí)
La crucifixión (aquí)
La elevación de la cruz (aquí)
La agonía (aquí)
La Virgen de la Soledad (aquí)

22 - 04 - 2011 SEMANA SANTA 2011: Jesús Nazareno (aquí)

miércoles, 1 de diciembre de 2010

Piedad de Nuestra Señora




Antonio Castillo Lastrucci, 1949
Real e Ilustre Hermandad Sacramental de la Inmaculada Concepción, Franciscana, Primitiva y Cisterciense Cofradía de Nazarenos de la Piedad de Nuestra Señora, Santísimo Cristo de la Buena Muerte, Santa María Magdalena y María Santísima de la Hiniesta Dolorosa y Gloriosa Coronada
Sevilla


Última de las titulares de esta hermandad en adherirse a la misma. Aunque no procesiona recibe culto en la iglesia parroquial de San Julián, presidiendo el mausoleo donde está enterrado el escultor. Actualmente la imagen ha sido donada a la hermandad y a la parroquia, pues en vida el escultor siempre la retuvo para sí y su familia, siendo sus herederos quienes han procedido a la donación. A sus espaldas se ha colocado la antigua cruz del Cristo de la Buena Muerte.

La actual hermandad es una reorganización de 1879 de otra más antigua, cuyas primeras reglas se aprobaron en 1412, siendo una Cofradía de gloria que tributaba devoción a una imagen advocada "de la Hiniesta". Será en 1565 cuando también asuma el carácter penitencial, desfilando el Jueves Santo, día que varió posteriormente haciendo estación de penitencia actualmente el Domingo de Ramos. Su primitiva sede fue la capilla de un hospital que regentaba la misma hermandad, para después trasladarse a su actual sede, la parroquia de San Julián. Allí se perdieron las primitivas imágenes durante el incendio provocado de 1932, obligando a la hermandad a trasladarse a diferentes sedes como Santa Marina y San Marcos, donde nuevamente la hermandad sufrió un incendio perdiendo el poco patrimonio que pudo recuperar. Será cuando se encargue a Castillo Lastrucci las imágenes titulares, tanto las de Pasión como la imagen de gloria de la Hiniesta. En la estación de penitencia de cada Domingo de Ramos, los nazarenos de los tramos del paso de misterio visten túnicas blancas, de cola y antifaces azules, mientras que los de la Virgen visten sotanas y antifaces azules, con capa blanca.





Otras entradas:

Cristo de la Buena Muerte (aquí)
María Santísima de la Hiniesta Gloriosa (aquí)
María Santísima de la Hiniesta Dolorosa (aquí)